Los Tres Mosqueteros. Alejandro Dumas.

Cuando comencé a publicar movidas en la internete (no voy a decir que soy blogger, sería desprestigiar a los que realmente lo son), hace ya unos cuantos años, empecé como Aquapower porque andaba bastante metido en el mundo de los acuarios y me hizo gracia el nombre. Por algún extraño motivo algunos colegas me llamaban Linawer Power, así que juntando el Power con un poquito de Aqua ya tenía el nombre para comenzar. En fin que, poco a poco la cosa fue evolucionando y como cada día me molaban más las plantas y centraba las entradas en ellas, se me ocurrió lo del juego de palabras de acuario, agua, verde y surgió lo de Ver2o, no ver veinte, es una o, como cuando te sorprendes y dices ooo. No cuando tu profesor te hace un tis tas en la carita y te pone un cero patatero. Después quise usar el nombre de Señor, no recuerdo el por qué, pero sé que la ñ no iba nada bien por temas de logística, microchof, linuch, manzanadas, informática y no me acuerdo que más historias para no dormir, como la que os estoy contando ahora mismo. En fin que al final surgió lo de Sir. Por aquel entonces no recuerdo que existiese lo de like a Sir pululando por ahí y si lo había no era tan popular como lo es ahora. En fin que lo que empezó siendo un blog de acuarios ha terminado ser una especie de magazine internetil con un grupo de máquinas que nos hacemos llamar Sires, igual que tú que nos lees, ahora también eres un Sir.

Los Tres Mosqueteros

La foto la he obtenido de este pedazo de MrHarp (Stefano), un fenómeno.

Joder con el notas, leo en el título que me va a hablar de los Tres Mosqueteros, los Mosqueperros, de no sé qué perras y me viene con la historieta de su web, que no le importa ni a mi abuela, que se entera de todo lo que pasa en el barrio. Pues tranqui tronki que ya voy al tema en cuestión. La movida es que cuando piensas en un Sir, te imaginarás un tipo con capa, sombrero, buena presencia, educado… Pues amigo mío, si de verdad quieres ver lo que es un Sir, deja de leernos, no tenemos nada que hacer contra estos gentilhombres que Dumas nos presenta en su obra. No le des más vueltas, sé que habrás visto mil y una veces Los Tres Mosqueteros en la Primera, o que habrás crecido viendo Los Mosqueperros, cuidado ahí no te me vayas confundir gañán/a, que no se llama Dartacan, se llama D´Artagnan y sus amigos son Athos, Porthos y Aramis. Pero ni los mosquechuchos estos, ni las pelis donde actua Gerard Depardieu son comparables al libro.

El libro los tres mosqueteros escrito por Alejandro Dumas, que por cierto era un mulato zumbón el tipo, es una obra de arte. En torno a la vida de Alejandro, se dice que tenía a muchos negros trabajando para él. No negros como raza, si no esos que escriben los libros para ti, y después con un par, apareces con tu cara bonita diciendo que lo has escrito tú. Pero el caso que nos atañe es más que probable que haya sido escrito por su puño y letra, puesto que por aquel entonces no era famoso y no tendría tanta pasta para pagar a dichos negros. Además tal y como me comentó Sir Sepioso, resulta que hay por ahí una historia que dice que antes de Los Tres Mosqueteros, ya existía un libro sobre las aventuras de D´Artagnan, titulado Memorias del señor D’Artagnan, teniente capitán de la primera compañía de los Mosqueteros del Rey, escrito por Gatien de Courtilz de Sandras,  en 1700, del cual se dice, Dumas pidió prestado a la biblioteca de Marsella y parece ser que el libro todavía no ha sido devuelto. Esto se sabe porque  la ficha de préstamo permanece hasta hoy día. (Los Tres Mosqueteros es del año 1844).

En definitiva, a mí personalmente no me importa quién lo escribió, si Dumas era un vividor, un jugador, un gran Sir en otra época o si era un morrudo que vivía del cuento. Desde mi punto de vista, si no sabes qué leer o ves demasiado la tele (apaga la tele, hazme caso, o mejor tírala por la ventana), deberías abrir este libro, devorarlo y luego me dices que experiencia te ha resultado más satisfactoria y más entretenida, si ver un montón de basura o gozar como un enano con unos Sires de verdad. Y si os quedáis con  ganas de más, no os preocupéis, si es que esto es una trilogía y continúa con Veinte Años Después y El Vizconde de Bragelonne, por lo tanto tienes Dumas para rato (si no Dumas, puede que sus negros, pero que también eran muy buenos).

Sir Verdoso.

Anuncios

Comenta like a Sir

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s